"Háblame, habla aquí"

Apoyo lingüístico para mejorar la integración de inmigrantes en Barcelona
Photo © V. Krebs
Photo © V. Krebs

Resumen del proyecto

Fecha y lugar

30 Noviembre -1, Barcelona, España

Organizadores

ICVoluntaris-Barcelona

Detalles del proyecto

A finales de los noventa, España, como algunos de sus vecinos del sudeste europeo, pasó de ser un país de emigración a convertirse en un país de inmigración. De hecho, si se consideran las cifras, se podría decir que España es actualmente uno de los principales países de inmigración de la Unión Europea. ICVoluntarios-Barcelona está desarrollando un proyecto que responda a las exigencias de esta nueva realidad.

"Parla amb mi, parla aqui" (Català)

La gravedad de esta situación se agudiza durante el verano, cuando miles de personas de diferentes países africanos arriesgan la vida en un intento por alcanzar las costas canarias. El número de inmigrantes aumenta cada año (en 2006 hubo más de 15.000). Algunos mueren durante el viaje a causa del mal tiempo, extraviados y por otros problemas y los que consiguen llegar lo hacen en condiciones atroces. A algunos de los que logran llegar a España los devuelven a su país de origen y al resto los dispersan por todo el territorio español.

No obstante, como la inmigración es un fenómeno reciente en España, los instrumentos legales disponibles en el país son inadecuados y existe una importante carencia de formación técnica, política, jurídica y social. Las recientes "regularizaciones" masivas (934.702 personas regularizadas desde el año 2000) ponen en evidencia las dificultades con las que se enfrenta el Gobierno para controlar el inmenso flujo de inmigrantes.

A pesar de que el debate sobre inmigración esté muy presente en las agendas políticas, no ha madurado lo suficiente y la integración sigue siendo una preocupación marginal, secundaria y parcial. Muchos estudios han confirmado que España es un país que tiene una cultura de la emigración, gran experiencia en movilidad interna y tendencia a aceptar la inmigración como un proceso legítimo que merece respeto y apoyo. Sin embargo, las "diferencias culturales" no forman parte de esta experiencia: España aboga por la asimilación de los inmigrantes y fomenta su absorción lingüística y cultural. De este modo, relega el uso de las "otras" lenguas y creencias al ámbito privado. La asimilación no es una política explícita sino una exigencia social. No es desacertado considerar que esta actitud frente al fenómeno de la inmigración pueda generar tensiones y retos.

Barcelona, la capital de Cataluña, ha recibido un gran número de inmigrantes que han llegado a España por otros lugares. En 2001 había registrados 74.019 inmigrantes y en 2006 esta cifra llegó hasta 260.000, según el Departamento de Estadística. Esto ha causado una serie de fricciones culturales.

Teniendo en cuenta las cifras y los acontecimientos mencionados, no es de extrañar que la inmigración se sitúe en el primer plano de las preocupaciones tanto de la sociedad civil como de los políticos. De hecho, es un asunto que aparece constantemente en las agendas políticas y de las organizaciones no gubernamentales.

En este contexto, ICVoluntarios-Barcelona está operando con un proyecto denominado "Háblame, habla aquí" (Parla amb mi, parla aqui). Este proyecto cuenta con la importante colaboración de Linguamón - Casa de les Llengües - y del responsable de inmigración de la Federació Catalana de Voluntariat Social. ICVoluntarios-Barcelona está también en contacto con la Secretaría de Inmigración de la Generalitat de Catalunya, el Gabinet Tècnic d'Immigració.

El objetivo del proyecto de ICVoluntarios es implementar un inventario de las entidades que proporcionan asistencia lingüística a inmigrantes y refugiados que requieren cuidados primarios y no comprenden ni hablan la lengua local. "Nuestra idea" explica María Vila, coordinadora de ICVoluntarios-Barcelona, "es apoyar a las asociaciones que ya trabajan en el ámbito de la inmigración, ofreciendo servicios lingüísticos como traducciones de documentos jurídicos, interpretación simultánea durante las interacciones cotidianas o asistencia durante el proceso de legalización. Basándonos firmemente en una perspectiva de "capacitación" (potenciar las capacidades del individuo), estamos planeando la formación y la colaboración con inmigrantes que ya están integrados en la sociedad para que se conviertan en vínculo entre los recién llegados y la sociedad española." El proyecto también pretende aportar una nueva visión de la inmigración, una imagen en la que estos ciudadanos aparezcan como personas que están completamente integradas en la sociedad catalana y que son capaces de dedicar parte de su tiempo al voluntariado como cualquier otra.

Oportunidades de voluntariado

Estamos buscando a interpretes voluntarios que son inmigrantes o que hablan un idioma otro que el catalán para ayudar a inmigrantes en su integración a la sociedad local.

Invitamos a todos los voluntarios que viven en Cataluña y que quieren ayudar en este proyecto de:

1) rellenar el questionario abajo y

2) completar el formulario de inscripción general de ICVoluntarios (link abajo):



Proyectos a largo plazo

ICVoluntarios promueve el voluntariado y su reconocimiento, favoreciendo la participación del ciudadano, poniendo en contacto organizaciones, individuos y comunidades así que acompañando sus esfuerzos en esta área. En esta perspectiva, ICVoluntarios desarrolla proyectos y lleva iniciativas.

©1998-2019 ICVolunteers|diseño + programando mcart group|Actualizado: 2019-01-28 10:52 GMT|Nuestra política|